23Sep - by Master - 0 - In Allgemein

Las niñas en Nicaragua viven en una situación de gran vulnerabilidad y la casa sigue siendo el lugar más inseguro, expresó María José Argüello, directora de Casa Alianza.

Cada año aumenta la violencia hacia niñas menores de 18 años; y como evidencia de esto, es el número de embarazos adolescentes, sostuvo.

En respuesta a dicha situación, una de las medidas que se deben implementar, según Argüello es “combatir esa epidemia a temprana edad”, y así evitar que las mujeres sean asesinadas en su etapa adulta. La directora de Casa Alianza destacó el importante aumento de la mortalidad y el asesinato de las mujeres en el país.

En cada mes del primer semestre del año en curso, cuatro mujeres fueron asesinadas, según datos del Observatorio de Católicas por el Derecho a Decidir.

Campaña de prevención

De acuerdo con Argüello, trabajan en un campaña de prevención de la violencia hacia las niñas, en la que participan unas cuatro mil personas.

Esta iniciativa abarca espacios como el transporte público, las escuelas, la comunidad, la familia; con el objetivo, que cada nicaragüense pueda asumir el reto de proteger a las niñas, y que de forma responsable, cada adulto pueda dar a las niñas el espacio seguro.

Asimismo, explicó que es importante trabajar en el empoderamiento de las niñas, con el propósito que estas puedan hablar cuándo están siendo víctimas de algún tipo de violencia. Pero a la vez, que el adulto pueda identificar los índices, señales cuándo una niña está siendo afectada en su entorno, explicó Argüello.

Predominio del bullying

El bullying es una de las formas de violencia que han identificado que se ejerce hacia las niñas, por ello es la importancia de las acciones preventivas dirigidas, mediante charlas hacia los padres de familias y trabajos con docentes, explicó.

Como parte de la campaña que desarrollan trabajan con 500 niñas en Matagalpa y en Managua han convocado la participación de 1000 niñas y niños, sostuvo Argüello.

Asimismo, refirió que a nivel de políticas públicas, la legislación en el país está completa, pero el vacío o las debilidades sigue siendo a nivel de la reglamentación y el seguimiento. Es decir, que efectivamente, se pueda cumplir y garantizar espacios seguros para las niñas. Según la valoración de Argüello, en general, la vulnerabilidad en la que viven las niñas no ha mejorado mucho.

Concienciar a la familia

Según María José Argüello, directora de Casa Alianza, el llamado a la familia es importante porque son en los hogares donde se dan los abusos por parte de padres, familiares cercanos, “y no podemos permitirlo”, dijo.
Asimismo, es necesario también estar pendiente del bullying, el cual es la segunda violencia que han identificado, explicó.

Mencionó que lanzarán una campaña donde fomentarán en los niños y niñas que sepan cómo expresar cuándo están siendo víctimas de bullying y cómo no ser parte del mismo, sobre todo en el aula de clases, dijo. En casa Alianza, al año, por casos de violencia y recuperación de abuso, adicciones atienden cerca de 100 niñas y en las comunidades a más de 1000 niñas, dijo.

La entrada La casa es el lugar más inseguro para las niñas aparece primero en La Prensa.