Régimen orteguista anuncia llegada de médicos cubanos ante amenaza del coronavirus

El régimen de Daniel Ortega recibirá en los próximos días una brigada de médicos cubanos que se especializan en protocolos, tratamientos y medicamentos contra el coronavirus (Covid19), como parte de la “preparación» que mantiene las autoridades del Ministerio de Salud (Minsa).

“Estará llegando (la brigada) aquí a Nicaragua con la información precisa sobre todos los tratamientos que han sido exitosos, sobre todo decíamos en China, donde contribuyeron al freno de esta epidemia o pandemia que tiene el mundo», dijo Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua.

Sin embargo, el portal cubano 14ymedio.com expuso que el fármaco de producción cubana Interferón alfa 2B, uno de los medicamentos “exitosos» al que se refiere Murillo, no está comprobado que cure por sí solo el Covid19. De hecho, la empresa que fabrica el Interferón alfa 2B recombinante, la mixta chino-cubana ChangHeber, señala “que no hay todavía ninguna información de su uso en pacientes con coronavirus», reportó el medio 14ymedio.com

La visita de especialistas cubanos se suma a la presentación del protocolo que realizaron representantes del gobierno de Taiwán ante delegados del Minsa y régimen orteguista, con el fin de prepararse en la contención y prevención del virus en el país.

Lea además: ¿Por qué el plan que empleó Taiwán para contener el coronavirus obligaría al régimen orteguista a modificar sus acciones ante la pandemia?

Sin embargo, especialistas en salud señalaron que estas acciones serían insuficientes para el Minsa, porque lo que se requiere son recursos físicos y humanos para prevenir y tratar el Covid19.

“Eso no es relevante, eso es una cuestión de propaganda, una manifestación de solidaridad. Los cubanos no vienen a resolvernos (la situación), lo que vienen hacer es presencia solidaria sin importarles si eso (la visita) va ser eficiente o no», dijo Alejandro Lagos, especialista en Salud Pública y Gerencia Hospitalaria.

Coronavirus haría estragos en el país

El doctor José Luis Borgen, especialista en cirugía y urología, declaró que el mayor problema que tienen los nicaragüenses con la inminente llegada del coronavirus, es que el Minsa “no tiene capacidad para atender esta epidemia».

“El Minsa no tiene la capacidad para atender un brote y los riesgos de morir en un hospital es alto», coincidió Lagos.

Esa falta de capacidad a la que se refieren los doctores es que el Minsa no tiene ni camas, ni ventiladores, ni personal suficiente para cubrir la necesidad de un brote por coronavirus. Los últimos datos de salud pública de Nicaragua que registra el Sistema de Integración Centroamérica (SICA), en su página web, se remonta a 2014, cuando detalla que hay un 0.9 de cama por cada mil habitantes.

Lea además: Epidemiólogo Leonel Argüello: “El coronavirus puede ser una catástrofe en Nicaragua»

Para Borgen, esta dato aún podría mantenerse por la poca inversión que el régimen orteguista destina a la sistema sanitario. “En Latinoamérica, el promedio de cama por cada mil habitantes es de 4.5 y nosotros estamos por debajo de ese promedio, eso significa que si se llegara a dar un brote de coronavirus, y este rebasa la capacidad con los casos moderados y graves, no existirían camas para atender», expresó Borgen, quien trabajó por años en la salud pública, pero fue despedido por oponerse al sistema represivo del régimen orteguista.

El especialista en salud consideró que el Minsa podría adoptar las medidas, para responder a esta situación, de cerrar salas o servicios de hospitales o restringir más la cantidad de cirugías que se puede hacer en el país, para destinar los recursos en la atención de los pacientes.

Según el protocolo de “preparación y respuesta» del Minsa, las autoridades “calculan» registrar en seis meses 32,500 afectados, de los cuales el 75% serían casos leves (24,375) y el 25% graves (8,125).

De los 8,125 casos graves que el Minsa calcula reportar en seis meses, esto supone que por cada mes, se esperan más de 1,354 casos, una cantidad de la cual los hospitales no darían abasto. “Solo esa cantidad estarían rebasada de cama en cuidados intensivos que tiene el país», dijo Borgen, quien añadió que el ventilador es de vital importancia para atender a este tipo de pacientes, pero que estos, en su mayoría, están dañados.

Tanto Borgen como Lagos destacaron que otro factor que agravaría la situación, es que no todos centros médicos tienen unidades de cuidados intensivos, “solo en los hospitales grandes y regionales». “También, la mayoría de los ventiladores, que serán necesarios para atender a esos pacientes (con coranavirus) se ocupa también para atender a los traumatizados y ahí vamos a tener el gran problema», dijo Borgen, quien agregó que la falta de medicinas se suma a los obstáculos.

Lea también: Ni velatorios ni funerales. El estricto protocolo que diseñó la dictadura para los que mueran de coronavirus en Nicaragua

Personal no está capacitado

En cuanto al personal de salud, el Minsa prevé equiparse de un médico general, un médicos internista, una enfermera auxiliar y dos enfermeras, además de ambulancia, camilleros, conductores, aseador hospitalario y morguero.

“Eso es insuficiente y además de eso, va a llevar al cansancio a los trabajadores», recalcó Borgen. Señala que este nuevo virus es desconocido para el personal médico, quienes “tendrán que adquirir la experiencia en medio del desarrollo de la epidemia».

A prevenir

Los especialistas en salud hicieron un llamado a los nicaragüenses a trabajar en la prevención, que es lavarse las manos con agua y jabón, además de quedarse en su casa y evitar aglomeraciones para evitar ser parte de los “cálculos» del régimen orteguista.

“La solución está en blindar la frontera y hacer las medidas de contención bien dirigidas», declaró Lagos.