¿Nueve casos de Covid-19 en un mes significa que el virus en Nicaragua fue contenido? Esto dicen los especialistas

Que en un mes Nicaragua haya reportado nueve casos de covid-19 no significa que el virus se ha detenido, al contrario, se encamina hacia la elevación de la curva de contagio que significaría la multiplicación de los casos, lo que se podría ver durante las semanas de mayo, explicaron epidemiólogos, mediante una videconferencia.

Si se toma como referencia el escenario de Estados Unidos, que reportó su primer caso de Covid-19 importado el 21 de enero, y casi dos meses y medio después, el 11 de abril, se convirtió en el país con más casos del nuevo coronavirus, y actualmente tiene más de 600 mil contagios, se observa que la curva lleva su tiempo.

El epidemiológo Álvaro Ramírez, explicó con base a estimaciones matemáticas, que la incubación en el país empezó hacia el primero de marzo y va a tardar en los casos más extendidos hasta 27 días, después van a empezar a aparecer los casos leves, luego, los más severos, en unos 15 días, los que necesitan de la Unidad de Cuidados Intensivos. Nos falta un poco más de tiempo para ver que la situación del virus en el país empieza a subir, expresó.

“Quitémonos la idea de que porque hoy estamos diciendo aquí, que tenemos nueve casos y ¿A dónde esta esa epidemia? La epidemia está por venir”, expresó.

El Ministerio de Salud (Minsa) que actúa bajo instrucciones del régimen orteguista, ha mantenido un hermético manejo de todo lo relacionado a la pandemia. Exponen los datos de forma antojadiza con sumas y restas bajos sus criterios, cuando en realidad, si una persona se contagió de Covid-19 ya cuenta como un caso, y luego, se podrá recuperar o empeorar, pero seguirá siendo un paciente que tuvo el virus. Pero el Minsa asegura que solo hay dos personas “estables y atendidos” con el virus.

Lea también: ¿Por qué Daniel Ortega decretó emergencia sanitaria con la pandemia del H1N1 y se niega a hacerlo por el Covid-19?

Minsa
Los adultos mayores son los más vulnerables frente al Covid-19. LAPRENSA/J.FLORES

No se actuó temprano

El epidemiólogo expresa que “yo he escuchado mucha gente allá, celebrando que el sistema nicaragüense es lo mejor de lo mejor, pero es que la curva epidemiológica en este momento no tiene diferencia entre decir nueve casos y decir 200 o 300 casos”, ya que esto depende de los sistemas de vigilancia epidemiológica que tienen los diversos países y la clasificación de los casos, ya que a diferencia de El Salvador, Costa Rica, Honduras, donde tienen un sistema de vigilancia y monitoreo y definición de casos mas específica, en Nicaragua tiene que ser un caso severo para que lo incluyan, los leves no pueden ser considerados casos de Covid-19 y eso es lo que “está ocultando las estadísticas en Nicaragua”, destacó.

Uno de los escenarios que presentó el epidemiólogo Ramírez en el webinar muestra que hasta principios de mayo, cuando el número de casos de muertes empiece a subir es cuando el país va a entrar en cuarentena, “en este momento epidemiológico va a hacer mucho más difícil poder contener la epidemia y lo que va a pasar, ya es muy tarde para actuar porque ya han pasado seis, ocho semanas desde los primeros reportes de casos», expresó.

Este es el escenario al que nos estamos enfrentando, este es el “escenario al que el gobierno está apostando, no actuar temprano porque hay pocos casos, y se supone que Nicaragua tiene el mejor sistema de salud y actuar solo cuando esto este arriba (señala la curva de contagio), y empezando los casos a subir, con mayor número de cuidados intensivos, mayor número de muertes», dijo.

Lea además: Epidemiólogos y salubrista explicaron que el coronavirus sigue hacia la curva de contagios, por ende, la población debe tomar sus propias medidas para quedarse en casa.

Detección temprana

El doctor Carlos Hernández, salubrista, explicó que muchos países que ahora tienen cientos de casos, la etapa de pocos pacientes con covid-19 les llevó mes y medio, y ese era el momento de actuar. Respecto a Nicaragua explicó que “a nosotros también ya se nos pasó el momento en que deberíamos haber empezado a hacer más distancia».

No se trata de poner las medidas para frenar la curva del virus de un solo golpe, sino de forma progresiva, las cuales se debieron tomar hace más de un mes, dijo Hernández. El epidemiólogo Ramírez señala que la importancia de tomar acciones tempranas es para evitar que la curva suba muy rápido, y agote la capacidad de los sistemas de salud en responder. No es que el coronavirus se va a detener porque se toman las medidas, no, sino que se evita que los casos sean manejados de forma gradual y que los sistemas sanitarios no colapsen.

Los dos especialistas junto al también epidemiólogo Leonel Argüello llamaron a la población a mantenerse en casa, tomar las medidas de distanciamiento, de higiene en el hogar, con el objetivo, de evitar más contagios.