El fallido intento del Secretario General del Minsa por explicar los términos confusos de las notas de prensa sobre el Covid-19

Los reportes que brinda todos los días el doctor Carlos Sáenz, secretario general del Ministerio de Salud (Minsa), sobre el Covid-19 dejan más dudas que certezas. Los términos que utiliza son confusos y realiza sumas y restas que dificultan el conteo de casos confirmados de coronavirus en Nicaragua.

Este lunes Sáenz reportó el caso de un hombre de de 58 años, borrando en la nota de prensa los nueve casos anteriores y en una aritmética de suma y resta que Rosario Murillo ha ordenado, desaparecen las estadísticas. La estadística real es que en el país, se han registrado oficialmente 10 casos de Covid-19 y hay al menos 13 personas que están bajo sospecha.

En una entrevista, que pareció ser motivada para aclarar los términos confusos de sus notas de prensa, realizada por un medio de comunicación de la familia Ortega Murillo, un periodista le preguntó sobre los términos. “¿A qué se refiere cuando dice que es un caso recuperado o está en seguimiento responsable?». “Casos recuperados», dice Saenz y hace una pausa como buscándolo en un diccionario especializado: “es aquella persona que ha pasado su periodo de tiempo», aseguró y lo ejemplificó con un paciente que ha salido del proceso de cuidados intensivos y queda en observación, una semana después de haber cumplido los 14 días.

Puede interesarle: ¿Nueve casos de Covid-19 en un mes significa que el virus en Nicaragua fue contenido? Esto dicen los especialistas

Sin embargo, en los últimos reportes, el Minsa ha omitido tres casos que se mantenían activos, pero en recuperación. Y no se ha informado si estos fueron dados de alta.

Sobre los seguimientos

Sobre el “seguimiento responsable y cuidadoso», Sáenz señaló que “son las atenciones que se le brinda a las personas que entran al país. Esta persona que no tienen síntomas pasan a este seguimiento responsable y cuidadoso que significa que tienen que quedarse en su casa por tres semanas porque pueden presentar síntomas posteriormente», explicó el funcionario.

El Minsa, según explicó, realiza dicho seguimiento por llamadas telefónicas cada dos días y “eventualmente podemos hacer visitas». Pero no dijo nada de cómo garantizan que el paciente se quede en casa aislado.

¿Y sobre recuperados y resguardo domiciliar? “Son las personas que tenían su condición clínica y ya pasan a seguimiento, ya se recuperaron y prácticamente salieron negativo, no tienen síntomas y se encuentran bien de salud, lo pasamos a seguimiento para completar los 21 días desde su casa», señaló.

Este seguimiento, dijo que es con visitas eventuales. “Todo esto es una especie de pacto de caballero que hacemos con la persona y el Ministerio de Salud de que él esté claro de que está circulando por la vía pública», agregó Sáenz.

Sobre los “casos sospechosos», Sáenz dijo que el Minsa califica un caso como sospechoso solo cuando la persona presenta fiebre, tos o dificultad para respirar; o bien, ha tenido contacto con algún caso positivo o ha viajado -en los 14 días previo a esos síntomas- a un país con alto contagio de Covid-19. Actualmente una persona con infección respiratoria aguda grave, también es sospechoso.

El secretario del Minsa no se refirió al término “delicado pero estable», el más controvertido de los términos. Sáenz insistió en que en Nicaragua aún no existe contagio comunitario.

Lea además: Coronavirus en Centroamérica: la región de récords y contrastes en sus estrategias y resultados frente al covid-19