Acusan en juzgados de Managua a los autoconvocados secuestrados en Ometepe

El Ministerio Público acusó esta mañana a ocho autoconvocados de la Isla de Ometepe de lesiones graves, obstrucción de funciones, homicidio frustrado y robo agravado. Estos fueron detenidos entre el domingo y el lunes en la comunidad Esquipulas en la isla de Ometepe, cuando celebraban el segundo aniversario de la insurrección del 19 de abril de 2018 y la población salió a las calles a protestar contra el régimen de Daniel Ortega.

Los procesados son Amilcar Cerda Cruz, Juana Estela López Alemán, Edwin Javier Mora Cajina de 23 años, Edman Jean Carlos Mora Ortiz, 28 años, Yubrank Abel Mora Romero, 27 años, quien está herido de bala por la policía, Engel Joel López Mora, 22 años y Justo Emilio Rodríguez López, de 68 años.

La acusación fue interpuesta por el fiscal Carlos Rafael Espinoza Castilla. El expediente de los isleños está en el Juzgado Séptimo de Audiencia, ante el juez orteguista Alvir Ramos. Desde este miércoles y este jueves, las abogados y activistas por los derechos humanos Yonarqui Martinez, Carla Sequeira y Ever Acevedo están en los juzgados de Managua en espera de la audiencia, para ejercer la defensa de los autoconvocados secuestrados.

Puede Interesarle: Llevan a los autoconvocados secuestrados en Ometepe a los juzgados de Managua

Sin embargo, persiste la denuncia de que quieren imponerles abogados de oficio o defensores públicos para no dejar entrar a los abogados defensores de derechos humanos. La Comisión Permanente de Derechos Humanos denunció que la Policía Orteguista hizo uso irracional de la fuerza en Ometepe, en contra un pueblo desarmado.

La Policía Orteguista envió refuerzos a la isla este lunes 20 de abril, cuyo contingente de antimotines realizó allanamientos violentos casa casa en la comunidad de Esquipulas, capturando a otros autoconvocados. Desde el domingo 19 de abril los familiares no han visto a ninguno de los autonconvocados secuestrados.

Lea Además: Policía Orteguista reprime en la Isla de Ometepe. Hay al menos dos heridos y varios detenidos

“La policía hizo uso irracional de la fuerza contra los habitantes de Esquipulas. Ellos no estaban cometiendo acción ilícita para atacarlos. Es un abuso policial contra la población indefensa», dijo el abogado Frank Flores, quien está en Ometepe desde el martes pasado, junto a un equipo de trabajo recibiendo las denuncias de pobladores. Desde el domingo pasado, madres y esposas no han podido saber nada de sus hijos ni les han permitido verlos.