¿Por qué el Covid-19 puede estar ligado a muertes súbitas en las calles del país?

Si bien las altas temperaturas propias del verano en Nicaragua están incidiendo en las muertes súbitas que están ocurriendo en las vías públicas y que ha generado temor entre la población por la actual pandemia del coronavirus, especialistas advierten que también la crisis sanitaria podría estar empujando estas repentinas muertes en el país, al vincularse al tema de mayor estrés y el miedo en las personas.

Así lo expuso el cardiólogo Pablo Hurtado, quien afirmó que al menos el cincuenta por ciento de los pacientes que sufren hipertensión no controlan su enfermedad. “Es muy frecuente que un hipertenso no controlado pueda colapsar de calor, no se hidrata bien y no se toma todo el tratamiento», expresó el doctor.

Lea además: Cinco personas han muerto de infartos en las últimas dos semanas. Especialistas explican los motivos

Sumado a este escenario, la preocupación de los pacientes por no contraer el Covid-19 ha hecho que los riesgos de sufrir un infarto aumenten. “Creo que la gente se está preocupando más por el virus que por la salud actual, creo que la alerta actual de todo mundo es la medida (de prevención), entonces la gente tiene mucho miedo», agregó el cardiólogo.

En las últimas semanas, en el país se han reportado más de cinco muertes por infarto y en redes sociales se han podido observar diferentes situaciones de personas que se han desplomado en las vías públicas. Todo esto pasa en medio de la pandemia del Covid-19, lo que genera alarma en la población.

El doctor Hurtado señaló que además de los pacientes diabéticos e hipertensos, las personas obesas y de mayor edad son vulnerables a los infartos. El especialista explicó que los pacientes con enfermedades cardiovasculares o mayores de 55 años sufren infartos o muerte súbita; mientras que la gente joven sufren un cuadro neurológico, como es la epilepsia o convulsiones.

Calor, tensión y estrés

Aunque Nicaragua se caracteriza por ser un país caluroso, este año las temperaturas han presentado un comportamiento inusual, puesto que el mayor grado de calor se registran previo, durante y una semana después de Semana Santa, refirió el agrometeorólogo del Centro Humboldt, Agustín Moreira.

“Los calores se han prolongado debido a la incidencia de dos factores, uno es la alta presión que está afectando la región de Centroamérica, lo que ha hecho tener un mayor esbozo de calor, y el otro factor sería el humo (de los incendios) que se está manteniendo en la atmósfera y está generando mayor concentración de rayos solares», explicó Moreira.

Lea además: Calor golpea duro a los hipertensos

Para los próximos días las temperaturas en Chinandega registrará un máximo de 38 grados centígrados y una sensación térmica (golpe de calor o bochorno) de hasta 44 grados centígrados; mientras que León llegará a una temperatura máxima de 41 grados y una sensación térmica de 46 grados. La zona occidental es el lugar más caluroso del país. Managua alcanzará una temperatura máxima de 37 grados y una sensación térmica de 42 grados.

Por si el calor fuera poco, la tensión y estrés que genera la cuarentena que han realizado una parte de la población nicaragüense, también incide en los infartos. “La gente está sola, tienen miedo que se les pase (el virus), no están seguro si hay más casos en el país… el miedo y ansiedad le sube la presión, no duerme, se descompensan. Una persona deprimida está más propensa a un infarto. Con esto de la pandemia hay una gran cantidad de personas con ansiedad y tensión que se han descompensado, estaban estables, pero el aislamiento y cuarentena incide (en el infarto)», declaró el cardiólogo, quien agregó que en su consultorio han aumentado las atenciones médicas de personas diabéticas e hipertensas que llegan con la presión alta.

“El estrés emocional influye sin duda (a sufrir un paro cardíaco), hay pruebas de que el estrés emocional sostenido desencadena un problema cardiovascular agudo», agregó el doctor. Estas personas con estas condiciones emocionales pueden sufrir desmayos.

Un total de 3,097 personas murieron en el 2019 por infarto agudo al miocardio, indica el Mapa Nacional de Salud en Nicaragua. En cuanto a las causas de hospitalización, las enfermedades hipertensivas ocuparon el número 13, con 4,977 ingresos.

Recomendaciones

  • Evita la exposición al sol en las horas entre las 10:00 de la mañana y 4:00 de la tarde.
  • Consuma abundantemente agua a tiempo, líquidos y bebidas isotónicas. Evita las
    comidas pesadas (sopas) de difícil digestión que hacen aumentar la temperatura interna.
  • Lleva ropa ligera que permita la transpiración, el principal mecanismo de refrigeración de
    nuestro cuerpo. Preferible de color claro.
  • Presta especial atención a los ancianos y niños. En concreto, los niños menores de tres
    años no deben exponerse al sol
  • Consuma frutas frescas de temporada.
  • Usar paños de agua para refrescar el cuerpo.