Nicaragüenses perciben más crimen y delincuencia en el país, refleja encuesta

La percepción del nicaragüense es que a partir de enero 2020 el crimen y la delincuencia ha aumentado en el país y que el temor está por “todas partes”, “cuando van al trabajo, a hacer compras, a pasear a los niños”, esto según el Estudio de Opinión Pública, realizado por Cid Gallup en un universo de 1,828 personas.

De acuerdo a los datos obtenidos, el crimen es más común en las personas de 25 años en adelante, también con niveles de estudio secundario y superior y creando un ambiente de miedo en los pasajeros del transporte público del país. Esto ocurre luego que el régimen orteguista liberó más de 2,800 privados de libertad bajo la justificación de la convivencia familiar. Ninguno fue preso político.

Para la socióloga y experta en seguridad pública, Elvira Cuadra, la percepción que se revela en el Estudio de Cid Gallup puede estar asociado a varios factores: que la Policía Orteguista (PO) dejó de cumplir su función de prevención de la delincuencia y el delito, para dedicarse a reprimir; que es una consecuencia de armar civiles para atacar opositores y que han terminado cometiendo delitos comunes. También menciona la liberación de los presos antes de cumplir con su condena.

Nicaragüenses

La criminalidad e inseguridad ciudadana se potencia con otra pregunta realizada a los encuestados. Se les consultó si en los últimos cuatro meses ¿ha sido usted o algún familiar que vive en este hogar con usted, víctima de un robo asalto? “En una relación significativa, se asocia la percepción de aumento en la delincuencia y la proporción que indica que ha sido víctima de asaltos, ya sea personalmente, o algún miembro del hogar”.

Cuadra recuerda que “la responsabilidad principal de proveer seguridad a la población, es del Estado. No solo a través de las instituciones especializadas, sino en conjunto. Eso no existe en Nicaragua en este momento. Los ciudadanos pueden tomar algunas medidas de prevención a nivel individual y familiar, incluso en los barrios y comunidades pero hay que tener cuidado de no alentar actos de justicia por propia mano o cosas similares”.

Nicaragüenses

Sanción por reprimir

En marzo de 2020 el gobierno de los Estados Unidos sancionó a la Policía como institución y además a los comisionados luis Alberto Pérez Olivas, Justo Pastor Urbina y Juan Valle Valle, por su participación en graves abusos a los derechos humanos hacia el pueblo nicaragüense.

La sanción a la Policía y los tres comisionados fue puesta por la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos.

Esta fue la primera sanción puesta a una institución del Estado de Nicaragua. En teoría debería de velar por la seguridad del país pero según expertos se ha convertido en un brazo represivo del orteguismo.

Ficha técnica del estudio

El cuestionario fue realizado a 1,828 personas y abarcó todo el país. Se empleó un muestreo a teléfonos celulares, generados automática y aleatoriamente los números contactados. Las llamadas iniciaron a las 8:30 a.m. y concluyeron a las 8:00 p.m.

Asimismo las entrevistas se realizaron en el periodo del 15 de mayo al el 11 de junio de 2020. Estas fueron revisadas mediante una crítica auditiva de la grabación: respuestas a todas las preguntas Los supervisores validaron el mínimo del 30 por ciento de las encuestas aplicadas por cada entrevistador.