Desmejora la salud del obispo emérito de la Diócesis de León, Bosco Vivas

La salud del obispo emérito de León, Bosco Vivas Robelo, desmejoró este sábado, según información proporcionada por diversas fuentes. El religioso se encuentra hospitalizado desde el pasado 16 de junio.

La Diócesis de León, representada por monseñor Sócrates René Sándigo, pidió este sábado en su página oficial de Facebook a la feligresía católica que eleve oraciones por la salud de su obispo emérito.

Vivas Robelo de 79 años, desde hace 8 meses que entregó la silla pastoral de la Diócesis, se trasladó a Managua en donde se encuentra hospitalizado.

Amigos de Jesús, una organización religiosa con presencia en el occidente del país, afirmó que Bosco Vivas tuvo que ser intubado. “Como Iglesia militante nos toca hacer frente con nuestras oraciones por él y por todos los que están dando una batalla por su salud», escribió la organización en su cuenta de Facebook.

LA PRENSA se comunicó con miembros de Amigos de Jesús y confirmaron la información publicada en sus redes sociales. Sin embargo la Diócesis de León no se ha referido al respecto.

El obispo Bosco Vivas fue nombrado II obispo titular de Mididi y Auxiliar de la Arquidiócesis de Managua por el Papa Juan Pablo II el 8 de octubre de 1981. Fue consagrado Obispo el 21 de noviembre de 1981.El 2 de abril de 1991 el Papa Juan Pablo II le confía una nueva misión como L (50) Obispo en la Diócesis de León.

Cardenal Brenes asegura que el obispo está estable

El Cardenal Leopoldo Brenes señaló que el sábado le reportaron que monseñor Bosco Vivas está estable, que está con oxígeno, pero se lo retiran para que respire solo y tiene una oxigenación arriba de 90.

“Gracias a Dios, Monseñor a estado colaborando. Ha estado un poquito sedado, dicen los médicos que tienen que sedarlo para realizarle curaciones que le tienen que dar. Está con oxígeno, pero se lo quitan de vez en cuando para que el respire por sí solo, pero lo bueno es que los pulmones han estado bastante blancos y la oxigenación ha estado bastante elevada, arriba de 90. Eso es lo que me han dicho. La última vez fue ayer por la noche (sábado) que me llamaron y dijeron que cualquier emergencia me llamarían”, afirmó el cardenal Brenes

Comentó que los médicos le reportan de la salud de Monseñor Bosco Vivas desde la semana pasada. “Entró con una temperatura alta y bajo de oxígeno, pero gracias a Dios lo pudieron controlar y la oxigenación está bastante bien y ha ido reaccionado, colaborando bien y está estable. Como llegó un poquito tarde tienen que estar ahí cuidándolo”, comentó el Cardenal.

Señaló que en el caso de monseñor Bosco Vivas hay que tomar en cuenta su edad y su condición de sacerdote. “Los militares, los médicos y los sacerdotes son los peores pacientes, porque creemos que nos la sabemos de todas, todas. Como tenemos autoridad creemos que nos podemos curar solos y a veces no hacemos caso”, dijo.