Los detalles de la acusación presentada contra el opositor Oliver Montenegro en Jinotega

El juez Carlos Molina Rugama admitió este viernes 26 de junio la acusación contra el joven opositor Oliver Montenegro Muñoz, de 21 años, y Edwin Rivera Montenegro, por homicidio frustrado en perjuicio de Juan Carlos García Vásquez. Hechos supuestamente ocurridos el 19 de mayo pasado en Wiwilí, Jiniotega.

La audiencia de desarrolló en el Juzgado Distrito Penal de Audiencia de Jinotega donde el judicial también ordenó la prisión preventiva, a pesar que la abogada Yonarqui Martínez pidió una medida alterna a la prisión, ante la amenaza de contagio por Covid-19.

Según la Fiscalía, los hechos ocurrieron el 19 de mayo a eso de las 7:00 de la noche en el bar de la ciudad conocido como Maribel Vásquez, ubicado en la comunidad Maleconcito del municipio de Wiwilí – Jinotega, donde la víctima se encontraba tomando licor con José Ramón Cárdenas y otro sujeto identificado como Daniel. En el mismo lugar supuestamente también estaban los acusados tomando licor.

Le Puede Interesar: Fiscalía acusó de homicidio frustrado al opositor Oliver Montenegro Muñoz en Jinotega

No establece móvil del crimen

Los acompañantes de la víctima se habrían ido del bar y éste al quedar solo se fue al bar contiguo propiedad de doña Marcia Calderón. A eso de las 8:00 de la noche la víctima salió del bar y se cruzó la calle para ir a abordar su motocicleta. El escrito se menciona a alguien llamado Alejandro Montenegro, quien habría ido A tomar su moto y se cayó. La víctima le dijo “ideay Chato te caíste» y este le contestó “se me resbaló la llanta trasera de la moto», de acuerdo a lo establecido en el escrito presentado por el Ministerio Público de la dictadura.

Según la Fiscalía, Alejandro entró a uno de los bares, mientras la víctima (Juan Carlos García Vásquez) se quedó levantándole la moto. Luego, el acusado Oliver Montenegro conducía una moto y llevaba como piloto al otro acusado Edwin Rivera Montenegro, quien portaba en una de sus manos una arma de fuego con intención de privarle de la vida. El acusado Oliver supuestamente acercó la moto donde estaba la víctima y Rivera aprovechó la posición de indefensión que tenía la víctima, para darle tres disparos y huyeron del lugar.

La abogada Yonarqui Martínez expresó en audiencia que la acusación no reunía los requisitos porque no daba detalles de hora, no precisa circunstancias, se desconoce quién es Alejandro Montenegro, la persona mencionada por la Fiscalía, entre otros detalles. El judicial programó la audiencia inicial para el próximo 9 de julio.

Oliver Montenegro detenido desde el 21 de junio en Wiwilí, Jinotega. LA PRENSA/ CORTESÍA

Familiares niegan

“Nosotros sabíamos que iban a buscar como fabricarle un delito, pero nunca pensamos que lo iban a involucrarlo en este caso. Ese joven Juan Carlos García vive a unos cinco kilómetros de donde nosotros y salió herido en una balacera hace como unos dos meses. Es público quien fue quien lo baleó y la misma víctima lo reconoció y contó quien fue. Esperamos que ahora no lo hagan cambiar la versión. Incluso él se habla con mi sobrino y nunca han tenido problemas», relató Enoc Montenegro Centeno, tío del joven perjudicado.

La abogada Martínez también promovió un incidente de nulidad por detención ilegal, ya que Montenegro fue secuestrado el domingo 21 de junio en el casco urbano de Wiwilí, Jinotega, en la vía pública, cerca de las 7:30 de la noche y fue presentado ante el juez cinco días después, pero el judicial ni se pronunció al respecto.

La familia Montenegro Centeno ha sufrido todas las formas de represión del régimen de Daniel Ortega desde el 2018 por apoyar las protestas sociales en el país. A la fecha han asesinado a cuatro miembros de esta familia, entre ellos Oliver Montenegro Centeno, papá del ahora detenido. Este fue asesinado de forma atroz por policías y paramilitares en su finca en la comarca Esperanza de Quilambé en Wiwilí, ubicada a unos 330 kilómetros de Managua, el 23 de enero de 2019.

Puede leer: Régimen mantiene en prisión al joven opositor Oliver Montenegro en Jinotega

Luego, elementos desconocidos asesinaron a Edgar Montenegro Centeno y a su hijastro Jalmar Zeledón Olivas, perseguidos hasta Honduras, donde los asesinaron el 27 de junio de 2019. Luego asesinaron a Francisco Blandón Herrera, esposo de Telma Montenegro el 27 de julio de 2019. Este también fue baleado cerca de su finca, por presuntos por paramilitares.

“Nosotros pedimos que cese la persecución. Ya hemos sufrido todas las formas de represión. Nos mantenemos encerrados en casa desde antes que llegara el coronavirus porque vivimos asediados. Es más peligroso el régimen que el coronavirus. El motivo de la detención de mi sobrino es persecución política. Nos han matado, perseguido, exiliado y ahora detención ilegal», expresó Enoc Montenegro.