Tensión afuera de la iglesia de Las Sierritas, donde está resguardada la imagen de Santo Domingo de Guzmán

Un grupo de personas que se presentó esta mañana en los portones de la iglesia La Sierritas, Managua, para bailarle a la imagen de Santo Domingo de Guzmán, formó un alboroto considerar que dentro de la iglesia, que permanece cerrada, podrían retirar o mover a otro sitio la imagen de “Minguito».

La tensión se da este 31 de julio en que la imagen no fue bajada de su altar mayor – como tradicionalmente se hace – por haberse suspendido la procesión para el 1 y 10 de agosto en el contexto de la pandemia del Covid-19, los bailantes en la calle empezaron a especular, asomarse por los alrededores y empezó el descontrol. Esta información fue confirmada por Boanerges Carballo, párroco del templo.

Según Carballo, esta situación se produjo cuando las personas que se identifican como devotos, divisaron a través de las rendijas de las puertas que la imagen había sido movida del altar mayor. “Con lo del ataque a Catedral los que estaban custodiando la imagen de Santo Domingo se asustaron y movieron un poco la imagen, lo pusieron un poco más bajo y esto provocó alboroto en la gente, creyendo que la imagen se llevaba para otro lado», explicó Carballo.

Fue entonces cuando el baile se detuvo y los asistentes rodearon la iglesia. Carballo dijo a LA PRENSA que se les comunicó que la imagen seguiría en el sitio y la calma volvió. No obstante, reconoció que en el caso de que se intente tumbar las puertas y entrar, tienen un plan B diseñado para garantizar la seguridad de la imagen y el templo.

Ante el avance de la pandemia en el país, la Arquidiócesis de Managua en semanas pasadas comunicó que suspendía las actividades que llaman a las aglomeraciones, como la tradicional procesión de Santo Domingo, para evitar contagios.

Paralelo a la suspensión de la procesión y de realizar otras actividades de forma virtual, la Alcaldía de Managua ha preparado una serie de eventos para celebrar a Minguito.