¿Ha escuchado sobre el amonio cuaternario? Esto es lo que debe saber sobre este desinfectante

La venta de productos desinfectantes se elevó desde la llegada de la pandemia del nuevo coronavirus a Nicaragua con el afán de la población de librarse del virus en diferentes superficies, pero la demanda de uno mucho menos popular que los de coloridos envases y olores, se disparó en mercados y redes sociales: el amonio cuaternario.

¿Lo conoce o ha usado? Antes de la llegada del Covid-19 a Nicaragua, este producto solo se usaba para desinfectar quirófanos, superficies muy afectadas por hongos como paredes, y en restaurantes para desinfectar cubiertos y demás utensilios, por su efectividad para eliminar virus, bacterias y hongos. Ahora la gente lo compra y usa para limpieza regular del hogar.

Pero el ingeniero químico y máster en Administración de Empresas del INCAE, Robert D´Andrea, advierte sobre el cuidado que debe tener la población en el uso y aplicación de este producto. De entrada, aclara que el amonio cuaternario tiene cinco generaciones. Cada generación tiene un alcance mayor para matar los virus, hongos y bacterias.

En Nicaragua, según D´Andrea, el más usado es el amonio cuaternario de primera generación. «Respecto al amonio cuaternario de primera generación, como se está usando desde 1940 aproximadamente, los virus, hongos y bacterias ya tienen resistencia a este producto y su efectividad es muy baja», señala.  Y agrega que las primeras tres generaciones de amonio cuaternario están prohibidas en países como Estados Unidos por su poca efectividad y su alto nivel de toxicidad para el ser humano, además de ser un alto contaminante.

En cambio, según el especialista, el amonio de quinta generación es el más recomendado para eliminar virus y bacterias porque este se combina con otras composiciones químicas que elevan su efectividad.

Lea también: Minsa prohíbe el uso de las cabinas sanitizantes en todo el país

Sus componentes

La primera generación de este producto solamente contiene Cloruro de Benzalconio, que causa irritación en la piel hasta provocar llagas. «Le falta productos que tiene el de quinta que evitan que al contacto con la piel no cause ningún problema», explicó a LA PRENSA el gerente de la empresa de limpieza y desinfección Limpsa, Pablo Hurtado.

«Si (el producto) tiene cloruro de didecil, dimetil amonio más cloruro de alquil dimetil bencil amonio y por último cloruro de alquil dimetil etil bencil, entonces es amonio de quinta generación», resaltó Pablo Hurtado, para identificar el tipo de amonio que se adquiere.

Tanto el ingeniero químico como el gerente de Limpsa, recalcan en la importancia de que la población identifique que el amonio cuaternario de primera generación «solo tiene un único producto, el Cloruro de Benzalconio», mientras que el amonio cuaternario de quinta generación contiene otros compuestos químicos,que deberían estar especificados en todas las etiquetas de los envases que lo contienen, y que están a la venta al público.

Puede leer además: ¿Cómo ven los especialistas las medidas que los Ortega-Murillo ordenaron en las instituciones públicas ante el avance del Covid-19?

Recientemente en el país se estuvieron utilizando las llamadas «cabinas sanitizantes», especialmente en las instituciones del Estado como un método prevenir el coronavirus. Estas cabinas usaban amonio cuaternario para rosearlo a las personas que las cruzaban. Sin embargo, el Minsterio de Salud de Nicaragua (Minsa), ordenó quitarlas porque no cumplían con los estándares de seguridad y calidad basada en evidencia científica. Nunca se dio detalles sobre qué tipo de amonio cuaternario aplicaban.

Es diluible solo con agua

Existe el amonio cuaternario concentrado y el amonio cuaternario diluido, como el que ofrece Hurtado en la empresa que dirige. Aunque aclara que este último «está hecho para que las personas lo usen directamente».

Para D´Andrea, el amonio cuaternario solo es diluible con agua, por lo que al mezclarlo con otros productos como colorantes u otros desinfectantes, pierde la efectividad que por sí solo tiene. «Se debe diluir 22 ml en un galón de agua si es de quinta generación, pero si es de primera se deben diluir 56 ml por galón, aunque este último no te garantiza efectividad por la resistencia que tienen las bacterias», reitera D´Andrea.

Puede interesarle: Aumentan intoxicaciones con desinfectantes durante la pandemia

No existe forma de diferenciar el tipo de amonio cuaternario una vez diluido, menciona D´Andrea. Sin embargo, en estado concentrado se pueden apreciar más las diferencias. «El de quinta generación es amarillento, es bien espeso y el olor es más fuerte que el de primera generación»,refiere, mientras aclara que para poder identificar el tipo de amonio se necesita un dispositivo conocido como cromatógrafo, que sirve para dividir los componentes de un líquido.

¿Cuanto tiempo dura su efectividad?

Sobre el tiempo de conservación del amonio cuaternario en su estado óptimo, el especialista menciona que no existe preocupación porque este tarda un año aproximadamente hasta perder su efectividad.

Lea además: «Coronavirus: ¿Seré yo el próximo que se muere?»: el dramático testimonio de los médicos que se han infectado de covid-19 en América Latina

Tanto D´Andrea como Hurtado coinciden en que el amonio cuaternario de quinta generación está empezando a escasear en todo el mundo, precisamente por su efectividad contra los virus. Esto incluye a Nicaragua, por lo que advierten que el amonio cuaternario que ofrecen muchas personas a través de redes sociales es de primera generación.

Uso industrial 

«No hay en Nicaragua amonio cuaternario de quinta generación, nadie lo está vendiendo al público ya listo para usar. Todos los que dicen que es de quinta, no es verdad, es de primera», recalca Hurtado, quien explica que ellos adquieren el amonio cuaternario de quinta generación concentrado exclusivamente desde hace cinco años de los proveedores El Caribe y Ecolap, distribuidores de origen guatemalteco y estadounidense respectivamente, que tienen presencia en Nicaragua, por un convenio con dichas empresas.

Hurtado aclaró que existe la venta de amonio cuaternario de quinta generación, pero «solamente para la industria», no diluido, como los productos que Limpsa ofrece al público en general.

Según D´Andrea, los precios del galón de amonio cuaternario de quinta generación concentrado oscilan entre 30 a 35 dólares, mientras que el de primera generación se encuentra en 15 dólares.

En Nicaragua, la empresa dirigida por Hurtado es una de las que vende este tipo de amonio cuaternario cuyo precio del galón ya diluido cuesta 160 córdobas. Hurtado argumenta que no es recomendable que la gente diluya por su cuenta el amonio cuaternario concentrado, «porque no me garantiza que la gente lo va a diluir correctamente, para asegurar su efectividad», dice.