Santa Sede recibe a Francisco Bautista Lara, exsubdirector de la Policía, como embajador de Nicaragua

La primera dama y vicepresidenta designada, Rosario Murillo, anunció este lunes que el exsubdirector general de la Policía, Francisco Javier Bautista Lara, fue recibido ante la Santa Sede este 5 de octubre, como parte del protocolo de entrega de las copias de estilo de las Cartas Credenciales, que lo confirman como embajador extraordinario y plenipotenciario de Nicaragua.

Los documentos fueron entregados a monseñor Edgar Peña Parra, sustituto de la Secretaría de Estado, pero también se reunió y conversó con el secretario para las relaciones con los estados, monseñor Paul Richard Gallaguer y monseñor Joseph Murphy, jefe de protocolo, según notas informativas de los medios de comunicación oficialistas.

Lea además: Francisco Bautista defiende Ley de Seguridad del régimen

Los críticos ven en el nombramiento de Bautista como embajador ante la Santa Sede, un intento del régimen por enviar a ese puesto a una persona con una amplia formación cultural, pero a la vez defensor acérrimo de la Policía, que es un instrumento de represión contra los opositores al régimen de Daniel Ortega desde 2018 que comenzaron las protestas civiles.

El pasado viernes 2 de octubre, La Gaceta, diario oficial del país, publicó el nombramiento de Elliette Ortega Sotomayor el cargo de Ministra Consejera de la embajada de Nicaragua ante la Santa Sede del Vaticano, en Italia, a través del Acuerdo Ministerial 31-2020.

Un precedente de rechazo

En 2007, el régimen orteguista propuso al exbanquero y político Alvaro Robelo González como representante de Nicaragua ante la Santa Sede de la Iglesia católica, pero no fue aceptado por el Vaticano.

Cuatro meses pasaron desde que fue propuesto al cargo diplomático pero la Santa Sede nunca dio el plácet a Álvaro Robelo lo que fue interpretado como una negación. También Bélgica aplicó el silencio diplomático para rechazar la solicitud de Robelo González como embajador por Nicaragua en esa nación.